Gelatina de vino

La elaboración de la gelatina se remonta hasta los tiempos de los egipcios, se populariza en Francia. Su principal uso era alimenticio, muy utilizada sobre todo en conventos para realizar postres. Su consumo se reservaba para familias de un estatus social alto, los más humildes la realizaban de forma casera y la tomaban como alimento.

La gelatina es proteína y por tanto un alimento natural y saludable que se utiliza para gelificar, espesar y estabilizar platos aportándoles una consistencia especial. Esto significa que cuando la ponemos al fuego se diluye y se mezcla con facilidad, y cuando se enfría vuelve a estado sólido consiguiendo de esta forma mejorar la textura ya que da estabilidad a las emulsiones.

El consumo de gelatina fortalece los huesos y aumenta su resistencia física, previene la artrosis y la osteoporosis. Reduce los niveles de colesterol, triglicéridos, e incluso controla los niveles de glucosa en la sangre. A nivel estético ayuda a mantener el cuerpo joven, hidrata el cabello, las uñas y la piel. Facilita la curación de heridas de forma natural, proporcionando elasticidad y firmeza a la piel.

Otra cualidad es que después de comer nos genera sensación de saciedad porque tiene la capacidad de retener líquido.

Mi madre nunca la ha utilizado, pero a medida que yo he ido elaborando nuevas recetas la he necesitado y he aprendido a apreciarla. Además de ser rica en proteínas y baja en calorías, es refrescante, fácil de hacer, relativamente barata y deliciosa. Es sorprendente el colorido que podemos poner en nuestra mesa para adornar los platos utilizando esta preparación.

¿Qué necesitamos?

250 ml.  de vino tinto
200 ml. de zumo de naranja colado
50 ml. de agua
1 sobre de gelatina
1 cucharada sopera de azúcar moreno. (puede hacerse con azúcar blanco)







¿Cómo lo hacemos?

Hidratamos la gelatina en el agua.

Calentamos el vino, el zumo y el azúcar, cuando rompa a hervir apagamos el fuego y añadimos la gelatina.
Se remueve bien para que se disuelva.

Lo vertemos en  molde y lo metemos en el frigorífico.

Cuando vayamos a utilizarlo, lo desmoldamos y lo cortamos en cuadraditos,.
Es estupendo para acompañar carnes, paté…

Colaboración de mi hijo
Le gusta hacer las figuritas y cortar la gelatina en cuadraditos.

Si te ha gustado, compártelo:
¿TE APETECE?:   Salsa barbacoa casera estilo Friday

Deja un comentario